martes, 10 de noviembre de 2009

Reyes Martínez Altrin Cozcatzin


Naci un sábado 23 de septiembre de 1989. En Cuautitlán, México, nacida en el núcleo de una familia humilde pero trabajadora. Primogénita de Teófilo Reyes y Yolanda Martínez, tengo dos hermanos menores Jonathan y Karina de diecinueve y dieciséis respectivamente. Al principio no deseaba entrar a la escuela, pero en cuanto aprendí a usar el lápiz lo primero que desee hacer fue dibujar, dibujar un retrato. Comencé copiando caricaturas e intentando copiar imágenes, de ahí cada trabajo que necesitaba un dibujo o una escenografía la realizaba yo. En sexto grado concurse a nivel regional junto con mi grupo en el concurso de “Coro: Himno Nacional Mexicano”, mi grupo gano el primer lugar. Salí de la primaria con un promedio de 9.4

En los primeros parciales mis promedio eran buenos, pero al final de este ciclo e inicios del segundo años caí en decadencia llegando a un promedio bimestral de 6.3; segundo de secundaria entre al taller de danza folclórica de mi escuela, con ese grupo me presente en varias escuelas de Tultepec y en una escuela en Tultitlan. En tercer año me recupere de manera sorprendente y figure en el cuadro de honor con un promedio que oscilaba entre el 9.5 y el 9.9, fue mi mejor año académico. Mi cambio fue porque mi familia se fragmento y decidí que quería llenar de orgullo a mi familia entre tanta decepción.

En primer semestre de preparatoria escribí en mi clase de literatura el cuento de “dos cuerpos un alma” que gano el primer lugar a nivel institución y que actualmente se encuentra en proyecto de edición. Ese mismo año conocí a mi primer mejor amiga: Pita. En tercero y cuarto semestre participe en un taller de danza prehispánica que había en mi escuela. Cuando cursaba el sexto semestre estudie un taller acerca de teología, que duro hasta mi tercer semestre de psicología, del cual recibí un diploma.

En el segundo semestre del 2008, me matricule en la Universidad de Ecatepec en la carrera de Psicología, conocí a tres de mis mejores amigas: Gaby, Ara y Viry; conocí a excelentes psicólogos los cuales aun frecuento; aprendí a ser analítica y dedicada a mis trabajos escolares; a redactar de manera optima y profesional; trabaje con caja de Skinner y un poco acerca de Gestalt; en segundo semestre trabaje con ratas winstar y condicionamiento operante; aprendí a realizar el test de HTP además de conocer el desarrollo del hombre de la gestación a la adultez temprana; fue en este parcial cuando reprobé mi primera materia: Etología; y cuando conocí a uno de mis pocos mejores amigos varones y por lo menos hoy, el hombre que el que deseo compartir mis días: Isaac Báez. En tercer semestre decidí que la psicología no era para mí, no por lo menos en este momento de mi vida, además aprendí a hacer pruebas psicométricas y algunas gestálticas. Fui nombrada palabra de fuego en mi calpulli y recibí el nombre que me encanta usar: Cozcatzin, collar de venerables gotas de agua. A finales de ese año acabe enamorándome perdidamente de Isaac y nos hicimos novios.

Al siguiente semestre tramite mi cambio de carrera y lo considero un logro excepcional puesto que mis padres preferían una psicóloga a una diseñadora grafica.
He logrado grandes cosas en diseño, he vendido varios cuadros y he mejorado notablemente. Me han pedido trabajos algunos profesores de psicología y en diseño obtuve una beca académica para este semestre, si sigo estudiando es porque quiero; no porque me manden o porque quiera hacer millones con mi trabajo, o fundar una corriente artística; lo que yo quiero es aprender y de lo aprendido trabajar y ganarme lo que valgo.

Actualmente soy la única de mis hermanos que estudia mi hermano dejo la prepa en tercer semestre y mi hermana se acaba de casar, soy la segunda persona dentro de mi familia paterna y la cuarta en mi familia materna en estudiar una licenciatura. La única que mujer, soy como me han dicho la esperanza de la familia; pero creo que realmente solo soy yo, una niña gato que desea pintar el mundo con sus ideas que vuelan como pájaros en su cabeza.


Esta ha sido mi vida y no deseo cambiarle nada; somos producto de nuestras decisiones y si faltara una no sería yo.

No hay comentarios: